Historia de una "NO-presentación"

Ayer nos fuimos de presentación literaria… en teoría.

Francisco Narla presentaba “Caja Negra” en La Casa del Libro, así que por la tarde decidimos adelantar unos recaditos que teníamos que hacer en Vigo y de paso quedarnos a la presentación… o debería decir a la “no presentación”, porque no es que hubiera poca gente, es que ¡¡SOLO!! estábamos mi marido y yo.

Deborah Albardonedo y Francisco Narla
Desde luego me quedé pasmada. A ver, ya sabemos que todo el mundo no puede acudir a todas las presentaciones, todos tenemos otras cosas que hacer, pero… ¿nadie? Es que nosotros ni siquiera vivimos en Vigo. Y no es un escritor poco conocido. A lo mejor no es el señor Revilla que mueve masas, pero para no convocar más a que dos almas llegadas desde Cangas…

Lo curioso es que el libro que vino a presentar (Caja Negra) se está vendiendo más que bien desde su reedición el pasado 5 de Mayo y "Assur" o "Ronin" tampoco son novelas que hayan pasado desapercibidas.

Cuando llegamos a la librería, él estaba en la planta de entrada, junto a sus novelas y como vi que estaba firmándole un libro a un chico, me animé y me firmó mi propio ejemplar y hablamos un poquito del libro, pero sin desvelar nada, porque aunque yo ya lo he leído, y ya os conté mi opinión, mi marido todavía no lo ha hecho.

Cuando llegó más o menos la hora prevista de la presentación, bajamos a la sala de actos de la librería que yo todavía no conocía y allí estábamos mi marido y yo en primera fila y Francisco y Deborah en frente, a ver si se animaba alguien más a venir.

Nos pusimos a hablar de todo un poco y cuando vimos que la cosa no se animaba, Francisco le comentó a Juan Carlos, el director de La Casa del Libro, que si quería y a nosotros no nos importaba esperar un poco más, podía subir a la planta de entrada, que seguro que allí, firmaba algún ejemplar más, así que allí se fueron los dos y nosotros con Deborah, nos fuimos a tomar un café en otra de las plantas y a seguir charlando de libros, lecturas, blogs y de los autores a los que representa en la Agencia Literaria Albardonedo.

¿Qué queréis que os diga? Presentación como tal no hubo, pero sí es cierto que al terminar de tomar el café, Francisco estaba firmando algunos ejemplares y charlando con otras lectoras que se animaron a comprar la novela, y al final, nos dijo que ya que nos habíamos molestado en ir hasta allí, nos invitaba a tomar algo, así que a las 21:30 cuando cerró La Casa del Libro, allá nos fuimos mi marido y yo, Francisco, Deborah y Juan Carlos. Charlamos de muchos temas, incluso nos adelantó alguna que otra cosa de la novela que debía haber salido en mayo “Donde aúllan las colinas” y cuya publicación de momento no tiene una fecha concreta, pero no pienso soltar prenda ¡ja,ja!, nos contó alguna que otra anécdota como piloto, una de ellas está retratada en “Caja Negra”, los “sustos” que se puede llevar uno en un avión, frente a los que te puedes llevar en un barco, los temas que le rondan por la mente, quizás para un nuevo libro…

Firmando ejemplares y charlando con otras lectoras.

En fin, que por un lado me dio mucha pena que no hubiera nadie (todavía no me lo puedo creer), pero por otro, para nosotros la tarde/noche resultó fantástica.

Que sepáis, que mi marido y yo quedamos declarados Fans Vips de Francisco Narla en la provincia de Pontevedra. He dicho.