Últimos días en Berlín (Paloma Sánchez-Garnica)

TÍTULO: Últimos días en Berlín
AUTOR: Paloma Sánchez-Garnica
EDITORIAL: Planeta

Sinopsis Editorial: 

Cuando Yuri Santacruz asistió al nombramiento como canciller de Adolf Hitler, no podía imaginar lo mucho que cambiaría su vida en Berlín. Había llegado allí unos meses atrás, después de haber huido, junto con parte de su familia, de San Petersburgo, asfixiados por una revolución que los había dejado sin nada. A Yuri también lo privó de su madre y su hermano pequeño, a quienes las autoridades rusas no permitieron la salida del país.

Ya en Berlín, su sentido de la justicia lo impulsará a defender a un joven comunista agredido por las tropas de asalto de Hitler. Ese día, además, conocerá a su gran amor, Claudia. Su vida dará un giro inesperado, y la que hasta entonces había sido su máxima prioridad, buscar a su madre y a su hermano, será sustituida por otra más urgente en esos tiempos convulsos: seguir con vida.

Ya sabía yo que el finalista del Premio Planeta me iba a gustar más que el ganador. Pocas veces me animo con estos premios, pero en todas las ocasiones en que lo he hecho, siempre me han gustado más los finalistas. De todas forma debo reconocer que en este caso, aunque los dos nombres ganadores me gustaban, tenía especial debilidad por esta novela ya que su autora me encanta y "Últimos días en Berlín", como no podía ser de otro modo, ha sido otra de mis mejores lecturas de 2021.

Con Paloma Sánchez-Garnica me pasa una cosa curiosa. Las sinopsis de sus novelas no me suelen llamar la atención, al menos a primera vista, pero luego abro los libros y siempre consigue atraparme desde el primer capítulo, así que estaba convencida de que con este libro me iba a pasar lo mismo y así ha sido y diré más, después de haber leído el Premio ganador y el finalista, creo que los premios deberían haber sido al revés. Sintiéndolo mucho por la "señora" Mola, la escritura de Paloma es, al menos en mi opinión, de mejor calidad, y esta historia me ha gustado muchísimo más pero bueno no soy juez ni jurado y esta es solo una opinión muy personal.

La historia del protagonista de esta novela, Yuri Santacruz, me ha fascinado y él como personaje también me ha encantado. Creo la autora ha hecho un trabajo magnífico a la hora de construirlo y casi lo podemos visualizar como un hombre de carne y hueso. Conoceremos a Yuri siendo un niño, hijo de madre rusa y padre español, y veremos cómo, por motivos que descubriréis al leer la novela, debe huir de San Petersburgo con su familia dejando atrás no solo su infancia, sino también a su madre, a quien la autoridades rusas no permiten salir del país, y a su hermano pequeño Kolia, perdido entre la multitud de una estación abarrotada de personas que como ellos intentan salir de Rusia. La ausencia de su madre y su hermano marcará para siempre el carácter de Yuri y la relación con su padre, y cuando siendo ya adulto, tiene la oportunidad de trabajar en embajada española en Berlín, no lo duda un segundo. Siempre será más fácil viajar a Rusia desde Berlín que desde España para averiguar, o al menos intentarlo, qué fue de su madre y de su hermano Kolia.

Paloma Sánchez-Garnica
Fotografía de www.elespanol.com
Sin embargo, Alemania vive tiempos convulsos y Yuri será testigo del ascenso imparable de Hitler y de sus ideales nazis, ideales que cada vez van calando más entre la población alemana. Sufriremos con Yuri esos años tan convulsos que le tocó vivir a Europa y veremos las consecuencias que finalmente tendrán para él y los suyos. Por su puesto, alrededor de Yuri pivotarán una serie de personajes con sus propias historias a cuestas y la autora irá entremezclando las vidas de todos ellos mientras nos va atrapando más y más en la lectura.

Como siempre que leo una novela de Paloma Sánchez-Garnica, he sentido que ha hecho una fantástica labor de documentación y consigue trasladarnos a los escenarios por los que se mueven los personajes tanto en sus mejores momentos, como en los más duros y hay unos cuantos porque tanto Hitler por parte de Alemania, como Stalin por el lado ruso, hicieron sufrir a Europa y aterrorizaron a su población con sus regímenes totalitarios y a Yuri le tocará vivir ambos y a nosotros con él. 

Me ha encantado que la novela nos situara antes de la llegada al poder de Hitler porque vamos viendo como poco a poco va "hipnotizando" a gran parte de la población y personalmente he sufrido con el miedo que la autora ha conseguido transmitirme a través de los personajes, personas que prácticamente de la noche a la mañana lo pierden todo, atónitos y sin comprender qué está pasando, pero en esta tremenda historia también habrá tiempo para el amor, aunque confieso que con una de las protagonistas femeninas, Claudia, no he conseguido empatizar, ni siquiera cuando se da cuenta de sus errores, pero el amor que surge entre los personajes, es en el fondo, lo que les mantiene con esperanzas de salir adelante, es lo que les anima a imaginar un futuro mejor y será por eso por lo que lucharán, aunque no todos acaben hallando lo que desean.

De nuevo he disfrutado de la cuidada y elegante prosa de Paloma, de su forma de acercarnos a esta historia de guerra y amor, sin que en ningún momento nos resulte pesado (más bien al contrario) siempre a través de personajes anónimos que bien podrían haber existido y que a veces se cruzan con alguno real. Me ha tenido en vilo en muchos momentos, me ha emocionado, enfadado, indignado por algunas de las situaciones tan injustas y dolorosas que viven los personajes... realmente la he vivido y me ha encantado y aunque yo hubiera querido otro final ¡qué le vamos a hacer! reconozco que también me ha gustado el que ha elegido la autora.

Desde luego si eres amante de la ficción histórica no dejes de leer esta bonita novela. Creo que no te defraudará.

Puedes apoyar a las librerías independientes comprando tu ejemplar de "De ninguna parte" con un 5% de descuento en Bookshop.org o en Xacolibro usando el código MERTXE5

2 comentarios:

  1. Se nota que lo has disfrutado. Yo no quiero subir mucho mis expectativas con este libro, que con esta autora he tenido libros que me han gustado, pero sin mucho entusiasmo, así que por si acaso...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. Sin ser una entusiasta del Premio Planeta, esta novela me apetece. Tengo debilidad por la época y el lugar en los que se desarrolla, y ya son muchos años leyendo opiniones entusiastas sobre la autora. En las entrevistas me ha causado muy buena impresión.

    También tengo, como tú, la sensación de que es mejor que la ganadora. De hecho, viéndolo desde la distancia, incluso me habría parecido más "justo" -con todos los matices que tiene esta palabra- que se lo hubieran dado a Paloma Sánchez-Garnica como reconocimiento a una autora de la editorial, por cómo ha ido evolucionando todos estos años (y cómo les ha hecho ganar dinero), en lugar de fichar a la competencia. Pero, en fin, ya sabemos cómo van estas cosas. Lo importante es disfrutar de la lectura, y creo que tanto Paloma como las "Cármenes" estarán contentas, ¡je, je! :)

    ResponderEliminar