Por último, el corazón (Margaret Atwood)

TITULO: Por último, el corazon
AUTOR: Margaret Atwood
EDITORIAL: Salamandra

Sinopsis Editorial: 

Víctimas de la debacle económica, Stan y Charmaine se instalan en el coche tras perder su casa. Malviven gracias a los escasos ingresos que ella consigue en un bar de poca monta.

Es entonces cuando llama su atención un anuncio acerca del Proyecto Positrón, un experimento social en el que los habitantes de la idílica ciudad de Consiliencia se dividen en dos grupos que alternan su modus vivendi cada treinta días: mientras el cincuenta por ciento se recluye en la Penitenciaría Positrón para mantener el sistema, la otra mitad disfruta de plena libertad y lleva un estilo de vida propio de la clase media. Al cabo de un mes, intercambian sus roles: los libres ingresan en prisión y los encarcelados se instalan en las viviendas que ocupaban los nuevos reclusos, haciendo uso común de todos los objetos, enseres y aparatos.

Agotado el entusiasmo inicial, Stan y Charmaine no tardan en percatarse de que Consiliencia no es el paraíso que habían imaginado y pronto se ven envueltos en una serie de aventuras disparatadas, atrapados en un torbellino de lujuria que les hará cuestionarse sus valores y sentimientos más profundos.

Pues hoy os cuento mi opinión sobre esta novela de Margaret Atwood. A ver, no esperaba encontrar otro cuento de la criada, y en realidad la historia no empezó mal tan mal, pero luego fue tomando unos derroteros tan rocambolescos que no había por dónde cogerla y al final no me ha gustado.

La historia comienza cuando la crisis económica alcanza a Stan y Charmaine y acaban perdiendo su hipotecada casa y viviendo (mejor dicho malviviendo) en su coche. Apenas van tirando con lo poco que Charmaine gana en un triste bar de copas, así que no se lo piensan mucho cuando surge la oportunidad de formar parte del Proyecto Positron, un experimento social donde prometen a los participantes, una casa, un trabajo, un lugar sin violencia… eso sí, una vez que entras en el Proyecto no se sale y tras un tiempo viviendo y adaptándose al  singular modo de funcionamiento de Positron (que realmente sí resulta interesante), su nueva vida no tardará en dejar de parecerles tan maravillosa y acabarán metidos en un lío sin pies ni cabeza que no me ha gustado nada, la verdad.

Lo cierto es que es la segunda novela que leo de esta autora y así como con la primera disfruté muchísimo, con esta novela me ha pasado todo lo contrario. Evidentemente esta es una opinión muy personal y si buscáis veréis que mucha gente le sí la ha disfrutado. Yo, desde luego, tengo claro que repetiré con la autora seguro porque sí creo que escribe muy bien, pero no sé si en esta ocasión además de una historia con cierta moraleja, quería escribir una distopía desde un punto de vista más “divertido”, imagino que algo de eso hay, pero yo apenas le he encontrado la gracia, la verdad. Está claro que imaginación no le ha faltado (lo mismo le ha sobrado un poco), pero a mí me ha parecido un revoltijo de ideas metidas en la misma novela (amor, infidelidad, humor, espionaje, chantaje, ositos de peluche azul y posibilibots con el rostro de  "Elvis"/"Marilyn" o quien se tercie...) además de mucha carga sexual que llega a cansar y conmigo no ha conectado. 

Además de la historia, ni Stan ni Charmaine han sido personajes que me hayan gustado, pero es que los que pivotan a su alrededor todavía me han gustado menos.

En fin, unas veces se acierta y otras no. Si solo has leído “El cuento de la criada” de esta autora, ya te digo que aquí no vas a encontrar nada ni remotamente parecido, pero quién sabe… a lo mejor a ti te gusta más que a mí. 

Para leer un fragmento de "Por último, el corazón" pinchad AQUI

No hay comentarios:

Publicar un comentario