Vacaciones virtuales (o casi)

Pues ya tocaba escribir el post de las vacaciones virtuales.

Los que lleváis un tiempo por aquí, ya sabéis que suelo hacer un parón durante los meses de verano en el blog (y demás redes sociales) y ese parón empieza hoy. 

Es posible que no sea tan radical como otros años, y que suba alguna cosilla esporádica de vez en cuando, sobre todo si surge alguna colaboración (en este momento tengo dos pendientes), pero la verdad es que no suele ser lo habitual.

Me apetece leer sin reseñar, porque además de ser un trabajo que lleva mucho tiempo (al menos a mí) no se ve muy recompensado, ya el que blog apenas tiene visitas, no hablo de comentarios, que los que sois fijos siempre estáis ahí, hablo de las estadísticas de visitas, que son casi inexistentes, así que una desconexión me vendrá genial. La verdad es que esto de las redes sociales está cambiando tanto, que tendría qué plantearme cuales mantener y cuales no, pero de momento hago un parón veraniego y luego ya se verá.

Sobre mis lecturas veraniegas o cuento que el carrito de la foto está lleno de libros pendientes, lo que no significa que me las vaya a leer todas y lo más probable es que vaya cambiando unos libros por otros, pero, además de mis dos compromisos, que sí reseñaré durante el verano y que son “El caso Alaska Sanders” de Joël Dicker y "Asesinato en Fleat House" de Lucinda Riley, que aun me tiene que llegar de parte de Babelio,  otros dos libros que también leeré con seguridad porque sus autores vendrán a presentarlos este verano a Bueu, son “Obra maestra” de Juan Tallón y “Balvanera” de Francisco Narla.

También me apetecen mucho:

- “El último juego” de J. D. Barker
- “La estrella del Titanic” de Shana Abe
- “En busca de la felicidad” de Douglas Kennedy
- “Audrey Hepburn, entre diamantes” de Juliana Weinberg
- “El árbol de la nuez moscada” de Margery Sharp
- “La apelación” de Janice Hallett

...en fin, que con gusto me los leería todos, pero ya veremos cuáles caen finalmente.

Felices lecturas a tod@s, que los calores os sean leves.

3 comentarios:

  1. ¡Feliz verano, Mertxe! De tus lecturas veraniegas, me llaman la atención Juan Tallón, Margery Sharp y Douglas Kennedy. Yo voy a hacer (estoy haciendo ya, de hecho) un intensivo de narrativa catalana actual, que me da vergüenza tener tantas lagunas en la literatura que se escribe en mi lengua materna.

    Sobre lo que dices del blog, te entiendo perfectamente, yo lo acabé dejando en parte por eso, porque aunque no escribamos "para" las visitas, desanima bastante esa sensación de trabajar en vano. Pese a todo, a veces me planteo retomarlo, o buscar alguna forma de hacer reseñas, porque me sigue gustando mucho escribir sobre libros. También me tomaré el verano como un periodo de reflexión, ¡je, je! :)

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  2. Lo del blog va por temporadas, yo a veces he estado muy activa en el que tengo con mi hermana y desde hace ya tiempo, escribo de uvas a peras. En parte porque para crear y editar entradas no me apaño si no es desde el portátil.

    ResponderEliminar
  3. Felices vacaciones! Ahora toca desconectar! Disfruta de tu verano!!

    ResponderEliminar