Madera de savia azul (José Luis Gil soto)

TÍTULO: Madera de savia azul
AUTOR: Jose Luis Gil Soto
EDITORIAL: Ediciones B

Sinopsis Editorial:

El destino de un niño.
Erik tiene apenas cuatro años cuando pierde a su madre en el gran terremoto que destruye Waliria, la capital de Ariok. Su padre, el carpintero Bertrand de Lis, y Astrid, la humilde viuda de un herrero, no pueden imaginar que la catástrofe no solo cambiará sus vidas para siempre, sino que, sin quererlo, les hará dueños de secretos que nunca hubieran querido tener que guardar.

El viaje hacia un reino de leyenda.
Tras el desastre, y alentado por una profecía, el rey decide emprender con su pueblo un peligroso viaje hasta tierras del sur. Una gran caravana se pone en marcha. La esperanza, el miedo y la ambición viajan con ellos.

La búsqueda de un padre.
A Bertrand solo le queda su hijo, y su única preocupación es cuidarle, pero un hecho inesperado cambia el rumbo de sus vidas. Así, quien era solo un hombre bueno y sencillo, se convertirá en protagonista de una aventura épica, impulsada por el profundo amor a su hijo y su deseo de volver a reunirse con él. , 

Sin haber leído su sinopsis, lo primero que llamó mi atención de esta novela fue su preciosa portada, pero automáticamente la asocié a una historia de fantasía y la dejé pasar. Cuando se volvió a cruzar en mi camino, desde el escaparate de una librería, decidí que al llegar a casa echaría un vistazo al argumento y después de leerlo, como hago casi siempre últimamente, me bajé la muestra gratuita que ofrece Amazon. Tras leer esas primeras páginas decidí que quería leer esta historia, la historia del reino de Ariok y sus moradores que, una ya anciana aya, le empieza a contar a la joven princesa Ishalmha. La historia de su propio origen.

Ha llegado la hora de que conozcas aquello que tanto te inquieta, querida niña. Rozas la juventud, y yo ya me siento vieja y he retenido en la memoria demasiados secretos durante todo este tiempo. Conoce, pues, el misterio de tu origen y el futuro que te espera, pero toma asiento y come, y luego duerme, y despierta, y escucha con paciencia cuanto voy a contarte, un relato que se remonta a aquellos días en que yo era una humilde joven en mano de los sueños.

"Madera de savia azul" comienza con una tragedia. Un devastador terremoto destruye casi al completo Waliria, la próspera capital del reino de Ariok (un reino inventado que podría estar en cualquier lugar) y gran parte de sus habitantes muere sin remedio. Para su rey Magmalion es la señal de que el tiempo de Waliria ha terminado y no deben reconstruirla, sino que deben dirigirse a la tierra de los Grandes Lagos, un lugar de campos fértiles, de clima suave, una tierra desconocida en la que asentarse y fundar una nueva Waliria.

Nadie sabe cuánto pueden tardar en encontrar ese lugar cuya localización no conocen con exactitud. Pueden ser meses, años quizás. Lo que está claro es que no todos los supervivientes lo lograrán. Hay muchos ancianos, personas enfermas, niños que dependen de adultos que han fallecido en el terremoto, familias que han desaparecido por completo o de las que solo queda un miembro. A todos les costará hacerse a la idea de abandonar los restos de Waliria, pero si quieren sobrevivir deben partir hacia lo desconocido en un viaje épico para comenzar de cero. 

Durante toda la narración nos encontraremos con una serie de personajes, a los que el destino les tiene preparadas muchas sorpresas y no necesariamente agradables. Y es que precisamente el "destino" es otro de los grandes protagonistas de este libro. Si algo ha demostrado la tragedia de Waliria, es que la vida puede cambiar en unos segundos y los planes que uno tenía, las cosas que había soñado, se convierten en algo que era imposible de imaginar. 

El paso del tiempo irá forjando el carácter y la personalidad de todos ellos.  Entre los ciudadanos supervivientes de Waliria, encontramos a Bertrand de Lis y Astrid, dos de mis personajes favoritos.

Bertrand es un maestro carpintero que acaba contando su historia a través de sus maravillosos trabajos en madera y que ha perdido a su mujer durante el terremoto. Tuvo la suerte de poder salvar a su hijo Erik de cuatro años, pero desafortunadamente lo acabó perdiendo durante el éxodo. A partir de aquí la meta de Bertrand en su vida será localizar a Erik y acompañarlo en su búsqueda será la misión del lector que siempre tendrá información sobre el niño y que por eso acabará tomando todavía más cariño a este personaje al que es fácil querer por su fuerza, su capacidad de resistencia y por su infinita bondad.

Jose Luis Gil Soto
Astrid, no tuvo tanta "suerte". Ella es la viuda de un herrero al que perdió junto a su hija, tras el temblor. La tragedia la unirá a Bertrand al comienzo del éxodo aunque luego los volverá a separar durante mucho tiempo. El destino de Astrid es de los más inesperados dentro de esta historia. Ella cargará  con el peso de un secreto, un secreto que durante un breve tiempo pudo compartir con dos personajes más, pero que finalmente queda bien guardado en ella. Es una mujer que derrochará en los demás el amor que no pudo dar a su propia hija.

La verdad es que una de las cosas que más me ha gustado del libro ha sido el retrato de sus personajes, tanto principales, como secundarios. Pasaremos tanto tiempo con ellos, que iremos viendo su evolución, cómo van jugando las cartas que el destino pone sobre la mesa, cómo sus decisiones afectarán a otros personajes e incluso al destino de toda la nación. He empatizado con las circunstancias y personalidades de algunos de ellos, y otros me han resultado tan repulsivos desde que hacen su aparición en esta historia que solo deseaba que llegaran los capítulos en los que pagaran por sus fechorías. En el fondo he disfrutado con las bondades de unos y las maldades de otros, porque entre todos no hacen si no componer el retrato de una sociedad que tiene que empezar de cero y donde se ponen de relieve las pasiones del ser humano. Una historia que ya ha ocurrido antes y que seguramente volverá a ocurrir en el futuro.

En cuanto a cómo está escrita, a mí personalmente me ha encantado. Es la primera vez que leo a este autor y de verdad que ha sido un auténtico placer. Además de atraparme con la historia, ha conseguido enfadarme, emocionarme, sorprenderme (ha habido alguna muerte que ha sido como una pequeña bofetada por inesperada y alguna otra que bien podía haber llegado antes), en definitiva, ha conseguido encandilarme y en cuanto llegué a la quinta y última parte de esta historia, decidí hacer una paradita hasta saber que tendría tiempo para leer las últimas páginas de tirón. Estaba segura de que el desenlace final de la historia sería un no poder parar de pasar páginas y conmigo desde luego así ha sido.

"Madera de savia azul" es una novela coral difícil de encuadrar en un género, la historia de un pueblo que cree en dioses y sacrificios, una novela épica, de aventuras, un libro con tintes históricos, que en algún momento me ha traído recuerdos de "Los pilares de la tierra", quizás por la época medieval en la que me imagino podía estar ocurriendo, y que también trata los clásicos temas de siempre, amor, odio, envidias, traiciones, ambición, ansia de poder... Mientras la leía pensaba que era un libro que podría gustar a un amplio y variado público. Estoy segura que sin ser una novela histórica, como las anteriores del autor, los amantes de este género sabrán apreciarla, pero también imaginaba, por ejemplo, a los lectores de "El nombre del viento" disfrutando de este mundo de leyenda creado por Gil Soto. Personalmente, yo he disfrutado muchísimo de esta lectura, que desde luego es la mejor de las que he leído durante el mes de Marzo, sin lugar a dudas. 

Os dejo el booktrailer del libro y debajo el enlace a las primeras páginas de la novela. Creo que no os defraudará.



Enlace para leer las primeras páginas de esta novela AQUÍ