viernes, 22 de enero de 2010

La huella del ángel (Nancy Huston)

TITULO ORIGINAL: L'empreinte de l'ange
TRADUCCION DE: Eduardo Iriarte
AUTOR: Nancy Huston

EDITORIAL: Salamandra
PÁGINAS: 253
PRECIO: 16€


SINOPSIS:
Ambientada entre 1957 y 1964 en París, con el telón de fondo de la guerra de Argelia, la novela narra la historia de Saffie, una joven que, recién llegada a la capital francesa, comienza a trabajar como empleada del flautista Raphael Lepage. Su belleza y su aire ausente atraen irresistiblemente a Lepage, que se halla en los comienzos de una brillante carrera de concertista. Cuando Saffie conoce a András, un luthier húngaro que abandonó Budapest tras la revolución fallida contra los soviéticos, los destinos de los tres quedarán inesperadamente unidos.
Como en Marcas de nacimiento, Huston no enjuicia ni condena a sus personajes, sino que los presenta en toda su vibrante dimensión humana, seres tan vulnerables a los caprichos de la Historia como a sus propios demonios personales.

Me gusta Nancy Huston, me gusta su estilo, su forma de contar las historias, pero con esta novela me ha pasado algo que hacía tiempo no me ocurría. No he empatizado nada con su protagonista femenina, una mujer que ha sufrido, que está herida en lo más profundo de su ser, eso está claro, no sabemos qué le ha pasado, el dolor que lleva por dentro le impide ser feliz y es incapaz de dejarse querer. El problema es que en el momento en que como lectora empezaba a conocer las razones de su forma de ser ya me caía demasiado mal para remediarlo.
Tras la Segunda Guerra Mundial, Saffie aparece en París huyendo de su país (Alemania) y de su identidad como alemana (no-judía). Está convencida de que todo el mundo la odiará si saben de dónde procede, después de lo allí ocurrido, sin embargo no sólo no será así, sino que el músico Raphael Lepage, que en principio la contrata para trabajar en su casa queda totalmente prendado de ella en cuanto la ve.
Y Saffie... se deja llevar. Raphael hace lo imposible para formar con ella una vida en común y ella... se deja llevar, hace lo que él le pide, va donde él desea y... se deja llevar, pero no comparte con él nada de nada y su comportamiento me parecía demasiado egoísta. No le quiere pero no le rechaza y él se esfuerza al máximo sin conseguir resultados.
Pero un día en la cara de Saffie parece que asoma algo de felicidad y el pobre Raphael creerá que la maternidad ha sido el remedio para todo, cuando lo que realmente ocurre es que del mismo modo que Raphael se enamoró de ella nada más verla, ella se ha enamorado de András al primer vistazo y comenzará un triángulo que durará un tiempo, creando en Raphael el espejismo de un matrimonio feliz.
La única que se huele lo que ocurre es la portera del edificio donde vive Saffie.

Saffie cierra los ojos y András sigue su perfil con la yema del índice. A partir del nacimiento del pelo, desciende poco a poco por la frente y entre las cejas, sigue el estrecho puente de la nariz y se desliza hacia el delicado surco entre la base de la nariz y el labio superior.
-Aquí-dice él-es donde el ángel posa un dedo sobre los labios del bebé, justo antes de nace... “¡Sshh!”, dice el ángel, y el bebé lo olvida todo. Todo lo que aprendió antes, allá en el paraíso: olvidado. Para que pueda venir a este mundo con toda su inocencia... [...]
-Sin el ángel-continúa él, risueño-, ¿quién quiere nacer? ¿Quién accedería a venir a toda esta mierda? ¿Eh? ¡Nadie!¡Suerte que está el ángel!

A las continuas visitas que Saffie (aprovechando las ausencias de su marido, debido a su brillante carrera como músico) le hace a András (con quien comparte algo más que cama) siempre va acompañada de su hijo Emil, un niño que (y para mí ha sido lo peor) acaba convertido en víctima y cómplice de este triángulo. Y reconozco que sí es muy interesante el proceso de crecimiento de Emil, ¿tiene dos padres? ¿A quién prefiere? ¿Qué cosas puede decir en casa?

Una novela muy bien narrada, donde leeremos sobre el amor, el odio, el sexo, la política, sus consecuencias, la guerra, la tortura, la ira, pero que al finalizar su lectura me ha dejado una sensación de “mal rollo” que no me ha gustado mucho.
Para mí lo mejor, el contexto histórico del libro, con la guerra de Argelia de fondo y las consecuencias que ello causa en París.

Quiero decir también, que espero que mi crítica no ahuyente a posibles lectores, de hecho si buscais más opiniones de este libro vereis que la mayoría son más que favorables, así que no me hagais mucho caso, como siempre esta es una opinión muy personal.

Fotografías utilizadas:
- del libro: http://www.salamandra.info/fitxa.php?titol=607
- de la autora: http://www.theage.com.au/ffximage/2007/09/07/nancy_narrowweb__300x415,0.jpg

13 comentarios:

  1. A mí me pasa lo mismo... cuando un personaje se me traba ya no hay vuelta atrás por mucho que me expliquen porque se comporta como se comporta (normalmente mal). Esta obra por el momento no me atrae así que mejor una menos para el bolsillo que no está el horno para bollos :P ¡¡Besos!!

    ResponderEliminar
  2. Hola!!

    Mi novela cumplirá seis meses el próximo 17 de febrero. Por ese motivo, quiero SORTEAR por primera vez en CAJÓN DE HISTORIAS UN EJEMPLAR DEDICADO para que alguno de los internautas que pasáis por mi blog puedan leerla también.

    Es muy sencillo. Entra en http://cajondehistorias.blogspot.com/2010/01/concurso-luz-de-libertad.html y consulta las bases.

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que es un libro que no me atrae mucho, pero lo que me llama la atención es que trate la Guerra de Argelia.
    Ya leí cosas de Argelia con Yasmina Khadra, y puede ser interesante

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Pues no conocía a la autora y el argumento me llama a pesar de lo que cuentas. Tendré que mirar por la biblio para no darle disgustos a la cartera.

    ResponderEliminar
  5. Hola!! pues después de lo que cuentas no estoy muy segura de comprarlo, pero bueno, nuestra vida lectora está llena de - como yo los llamo - "un libro más", no todos pueden ser como ese libro que te lo has bebido y con el que has convivido y te ha encantado y luego, cuando lo acabas echas de menos a sus personajes como si fueran ya amigos tuyos.

    En fin, como digo, después de lo que cuentas no sé yo si me iré mucho por él.

    Gracias por tus reseñas, que enseñan tanto!!.

    Besos!!

    ResponderEliminar
  6. Marina: Sí, yo no he sido capaz de simpatizar con esta mujer y creo que eso me ha jorobado la historia.

    César: Espero no estar espantando al personal. Como he dicho me gusta esta escritora y la próxima reseña será de una novela suya leída en 2008 que me encantó y que recomendaré con mucho gusto.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. Elwen: Me alegro de que la reseña no te quite las ganas de leer la novela. He añadido una puntualización en la misma diciendo que si buscais más críticas vereis que el 90% son buenas, así que quizás yo no he sabido encontrar lo que de verdad ofrece esta historia.

    M.: ¿Te parece que mis reseñas enseñan algo? ¡qué gracia! Me alegro de que me lo digas. Sinceramente no creo que deje de leer a Nancy Huston, me llevé una gran sorpresa con una novela suya que pronto reseñaré y quise volver a probar. Esta no me ha gustado especialmente aunque su estilo sigue siendo muy bueno.

    Besotes

    ResponderEliminar
  8. Se me paso la reseña en su dia y le he dado un vistazo ahora a mi me seduce, seguramente igual pruebo suerte

    ResponderEliminar
  9. Carmina: Tú prueba. Ya te digo que casi todas las opiniones que he encontrado son favorables. Es posible que no fuera "mi" momento de leerlo.

    ResponderEliminar
  10. La guerra de Argelia ha dado bastantes frutos en la literatura francesa. Este parece interesenta pero... ¿otro más para el plan infinito? a este paso me salgo yo de la casa para meter más libros y acabo saliendo en el "España Directo" jejeje.

    ResponderEliminar
  11. Eva: La guerra de Argelia, aquí aparece como telón de fondo, tampoco es que sea la trama principal, y el problema del espacio en casa, creo que es un mal común entre blogueros por esa famosa y maldita lista "infinita", pero ¡qué le vamos a hacer!. Ya sabemos que somos débiles, aunque sería interesante verte en "España directo" ¡ja,ja!

    ResponderEliminar
  12. Qué casualidad, el protagonista del libro que estoy leyendo ahora ("El puente invisible") se llama Andras y también es un joven húngaro que se fue a París (unas décadas antes, eso sí). Supongo que fue un nombre común en la época...

    En cuanto al libro, he leído opiniones de todo tipo sobre él y la autora en general, así que de momento no me he animado. Con tu reseña tampoco estoy muy convencida, aunque quien sabe, quizá más adelante.

    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Rusta: Yo también tengo pendiente "El puente invisible", así que estaré atenta a tu opinión. En cuanto a este libro, pues fue un poco decepcionante, teniendo en cuenta lo mucho que me había gustado el anterior de la autora "Marcas de nacimiento", pero al igual que tú he leído opiniones muy diversas. Ya sabes, cuestión de gustos.
    Un beso

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails