jueves, 30 de abril de 2015

Resumen lecturas Abril 2015

Hoy termina Abril y como el libro que llevo entre manos, ya entrará en el recuento de Mayo, os traigo la foto resumen de mis lecturas de este mes.

Al inicio de este 2015 me uní al grupo Tarro-libros, creado por Carmen y cada mes, desde que comenzó el año hago una foto a los libros que he leído ese mes y la subo al grupo, pero ya que he vuelto a dejarme caer por aquí de vez en cuando, también dejaré constancia de ello en el blog.

Que haya leído estas novelas no significa que estén o vayan a estar reseñadas. Por ejemplo de esta foto resumen de Abril hay dos reseñados, y otra reseña preparada para la próxima semana, porque si algo tengo claro es que he dejado de ser esclava del blog y solo reseñaré libros, si me apetece hacerlo, da igual que sean novedades o antigüedades o que me hayan gustado o no. La palabra clave aquí es GANAS, nunca OBLIGACIÓN.

Y sin más, esto es lo que ha dado de sí, el mes de Abril. El más flojete del año, pero aún así, bastante productivo.

El que más me ha gustado, sin duda: "Un hijo" de Alejandro Palomas y el que menos, sin duda también, "Masaje para un cabrón".

Aquí podéis ver las imágenes que resumen las lecturas de este año y que correponden al primer trimestre del año:

domingo, 26 de abril de 2015

Presentación "La primera meiga" de Juan J. Prieto


Sinopsis:

María, escritora y guionista de éxito en Holywood, regresa a Galicia con motivo del funeral de su abuela, tras ocho años de ausencia. Allí, junto a su pareja, no sólo se reencontrará con sus amigos de infancia y juventud. Los recuerdos de un pasado olvidado y los designios de sus ancestros le harán dar un giro de ciento ochenta grados a sus planes de vida. 

El padre Pablo, un viejo sacerdote y su maestro de la niñez, le conducirá hasta el manuscrito de María Soliño, su antepasada, y de ella dependerá cumplir la promesa eterna que esta hizo cuatrocientos años atrás ante los tribunales de la Santa Inquisición.

María tendrá el poder de elegir y de su decisión dependerá cambiar la historia del hombre y quizás de la cristiandad, aunque ello suponga poner en entredicho todo lo que hasta ahora creía sobre Dios. 

Ayer, sábado, y sin salir de Cangas, hemos estado en la presentación de "La primera meiga" de Juan J. Prieto, una novela que llegó por primera vez a las librerías gallegas (en formato papel) el 23 de Abril, día Internacional del Libro. Esa fecha solamente puede traer buena suerte ¿no os parece? De momento y nada más nacer ya tenía preparadas tres presentaciones: en Santiago el viernes y en Cangas y Pontevedra el sábado. 

Ángeles Pavía, Juan J.Prieto y Silvia Bermúdez (de pie)
Acompañaban al autor Silvia Bermúdez (Coach Editorial) que abrió la presentación, con unas cariñosísimas palabras dirigidas al autor y su obra, y que dio paso a Ángeles Pavía de Côdex Iuvenis, una empresa de Valencia, dedicada a la Corrección de Textos y lectura profesional, a la que el autor no dudó en enviar su manuscrito para conocer su opinión y dejarse asesorar en todo aquello que hiciera falta para mejorar la historia que contenía.

Que el autor haya querido utilizar los recursos de una empresa como esta para que el libro llegue al lector con la mayor calidad posible, es algo muy de agradecer, sobre todo teniendo en cuenta que ha sido él quien se ha autoeditado, pudiendo haberse saltado ese proceso de filtrado a la torera. Porque seamos sinceros, en estos tiempos en los que cualquiera puede subir a una plataforma tipo Amazon, cualquier cosa que tenga escrita, una de las principales quejas de los lectores que se animan a leer estos textos autopublicados o autoeditados, es precisamente esa, que muchos de ellos no pasan por el filtro de una corrección, de una revisión del estilo, quizás por no pagar este servicio o quizás simplemente por las prisas de querer ver YA su trabajo publicado.

En todo caso, Ángeles, tras leer el manuscrito, quedó encantada con la historia y una de las cosas que destacó es que, aunque su trabajo es permanecer “a la sombra” del autor, siendo muy raro que les acompañen durante las presentaciones, se animó a acompañar a Juan, primero por la calidad como persona que ha demostrado y segundo porque tras leer la novela le entraron muchas ganas de viajar a Galicia gracias a las descripciones de los lugares que aparecen en la novela, destacando estas descripciones como una de las mejores cosas del libro, al igual que el estilo del autor a la hora de narrar la historia en las dos líneas del tiempo en las que se desarrolla (actualidad y siglo XVII). También nos explicó que es una historia difícil de encajar en un género en concreto, pero que de ningún modo, aunque esté inspirada en el personaje real de María Soliño, debemos tomar por una novela histórica. Hay que leerla como la novela de ficción que es.

Cuando el propio autor tomó la palabra, una de las cosas que nos dejó claro fue que él quería que su sueño, este libro, llegara ante todo a NACER, pero no de cualquier manera y por eso no envió el manuscrito a ninguna editorial, por miedo a que su historia quedara olvidada entre la cantidad de manuscritos que cada día reciben, y también, por qué no, para ser él quien tomara todas las decisiones sobre su publicación.

Se nota el cariño que tanto él como esa “familia” de amigos y colaboradores que le han ayudado en este proyecto, han puesto en ello. Esa preciosa portada, esa página web tan bonita y elegante que podéis visitar AQUI, y en la que encontraréis muchas cosas, entre ellas los títulos de la banda sonora que acompañó al autor a la hora de imaginar esta historia, pero sobre todo una edición en tapa dura que quita el hipo. Y es que decía mi abuela, que las cosas bien hechas, bien parecen y en este libro eso se nota desde el momento que lo tienes en tus manos.

Juan J. Prieto y Fina (Presidenta de Adicam)
Desde luego sé que el hábito no hace al monje y que lo importante del libro es en realidad su contenido, pero tendríais que ver y tocar la edición de la novela. Creédme cuando os digo, que quienes lo tenían en las manos durante la presentación, no paraban de acariciar su portada continuamente (la verdad es que la foto no le hace justicia). No tiene nada, pero NADA, que envidiar a las ediciones de lujo de los grandes sellos editoriales y mucho menos su precio (16,95€) y en este punto hay que sacarse el sombrero, porque además es un libro solidario. Por cada ejemplar en papel vendido, dona 1€ a la asociación Adicam y 50 céntimos por cada descarga en Amazon. Esto es algo que tuvo muy claro desde el principio por varios motivos que nos explicó y que la presidenta de la Asociación (Fina Acuña) allí presente, le agradeció muy emocionada.

Llegados a este punto, me encantaría enseñaros mi ejemplar firmado, peeeero… no lo tengo. Yo esperaré a comprarlo, cuando el autor vuelva en Junio a presentar la novela, pero esta vez en Bueu de la mano de Fernando mi librero favorito cuando de este tipo de eventos se trata. Espero para entonces haberla leído, y si todavía tengo “rodando” este blog (que ya sabéis que voy y vengo como el Guadiana) traeros la reseña de esta historia.

De todos modos no nos fuimos con las manos vacías ¡faltaría más! pero esta vez le ha tocado a mi marido salir en la foto.

El ejemplar que está firmando el autor ha sido el regalo de la madre, algo anticipado, para mi suegra, que no pudo venir a la presentación, pero que vendrá con nosotros a Bueu, si es que nada nos lo impide y de donde yo traeré mi ejemplar firmado. De momento, me lo he comprado en e-book, aunque solo sea por la participación solidaria que conlleva.

Me dejo muchas cosas en el tintero, pero tengo excusa, que no soy periodista ¡ja,ja! De verdad que me ha gustado mucho estar presente en el nacimiento de este libro (ahora solo espero que la historia también me guste para poder contároslo) y espero que pronto llegue a otras muchas librerías. De momento en formato e-book se puede encontrar AQUI

jueves, 23 de abril de 2015

Porque somos lo que leemos...


Porque somos lo que leemos, yo hoy soy... mi querida ¡Agatha Christie! y le dedico esta entrada, recordando su novela "Diez negritos", un libro que guardo con mucho, muchísimo cariño.

Hoy, 23 de Abril, día Internacional del libro y día importante para los devoradores de libros, que pecaremos en las librerías, con un poco menos de cargo de conciencia gracias a ese 10% que nos aplicarán al pagar, me uno de nuevo a una iniciativa creada por Carmen para el grupo Tarro-Libros 2015, y al que nos hemos sumado unas cuantas lectoras.

¿A que ha quedado fresco y colorido el banner para celebrar este día?

En fin, os contaré que he elegido a esta autora porque a día de hoy la novela negra, de misterio, policíaca, el thriller (como queráis llamarla) es un género que me encanta y al que dedico buena parte de mi tiempo de lectura y estoy absolutamente convencida de que una de las culpables de que esto sea así, es ella, Agatha.

Yo, imagino que como muchos otros lectores, he leído a ciertos autores por épocas. Si descubría un autor que me gustaba, trataba de leer todo lo encontraba escrito por él o ella.

He tenido mi época Stephen King, mi época John Grisham, mi época de novela rosa, mi súper época Nora Roberts (a esta sigo siendo fiel, aunque en menor medida), pero una de mis épocas favoritas fue mi adolescencia, leyendo las novelas de misterio de Agatha Christie. Me daba igual que las protagonizara Poirot, la encantadora Miss Marple o el famoso matrimonio de sabuesos, yo disfrutaba muchísimo con cualquiera de sus libros y sigue siendo y será, un género con el que creo que disfrutaré siempre.

Curiosamente debo decir que no tengo muchas novelas de la autora, lo que sí tenía por aquel entonces (vivíamos en San Sebastián) era una amiga librera (yo creo que ya hablé de ella en algún rincón virtual, aunque no recuerdo exactamente dónde) y que sabiendo lo mucho que me gustaba leer, y lo bien que trataba los libros, me prestaba novelas, que yo leía y después volvían a la librería. 
Juro y perjuro que no se notaba que hubieran pasado por mi mano, ni por la de nadie, y gracias a la generosidad de María Luisa, que así se llamaba aquella buena mujer, pude disfrutar de muchas lecturas que en aquel momento de otro modo no hubiera sido posible. ¿Es o no es para estar agradecida? Bueno, pues aunque es cierto que no tengo muchas novelas de la autora,  sí tengo el libro que ilustra esta entrada y llegó de la mano de ella.


Cuando nos marchamos de San Sebastián para venir a vivir a Galicia, María Luisa vino a despedirse de nosotros a la estación del tren y me lo regaló. Ella sabía que era el libro que más me apetecía leer de la autora y gracias a su regalo, el viaje no se hizo tan largo. Casi 30 años han pasado desde entonces y aquí sigue mi libro, bien colocadito en su estantería,  Se nota que han pasado los años por él (igual que por la dueña ¡ja,ja!), está amarillento y viejito (yo no tanto... de momento), y creo que siempre seguirá siendo mi novela favorita de Agatha Christie. Es cierto que ahora leo novelas más complejas y a veces muy truculentas, pero el encanto de las historias de Agatha Christie perdurará en el tiempo y hace que siempre sea un placer volver a acercarse a ellas. Además estos libros sentaron la base para que hoy día disfrute tanto con las novelas "negras". Estoy segura.

Desde luego, valió la pena esperar a leerlo porque en su momento cumplió mis expectativas con creces. Esperaba encontrar una entretenida novela y se convirtió en "la novela" de la autora que yo recomendaría sin dudar. Un libro que pese a transcurrir en un entorno tan pequeño y limitado, contiene bastante acción, si se compara con otras novelas de la autora. Un libro en el que el lector cambia de sospechoso con cada nuevo asesinato (me pasó algo muy similar con "Asesinato en el Orient Express") y que parece seguir al dedillo la letra de un canción infantil algo peculiar, lo que hace que ninguna muerte ocurra del mismo modo y a cuyo final no me acerqué ni de cerca, y eso es precisamente lo que me gusta de estas novelas en general, que me sorprendan.

"Diez negritos" es todo un clásico, que tiene varias adaptaciones cinematográficas y teatrales. La película del año 45, se puede ver online en Youtube. Evidentemente la calidad deja mucho que desear, pero está francamente bien.

En este ENLACE del blog de Carmen, podéis ver recopilados los libros, autores o personajes que las lectoras que participamos en esta iniciativa hemos elegido.




Diez negritos se fueron a cenar
uno de ellos se asfixió y quedaron... nueve

Nueve negritos trasnocharon mucho
Uno de ellos no se pudo despertar y quedaron... ocho

Ocho negritos viajaron a Devon
uno de ellos escapó y quedaron... siete

Siete negritos cortaron leña con una hacha
Uno se cortó en dos y quedaron... seis

Seis de ellos jugaron con una avispa
A uno de ellos lo picó y quedaron... cinco

Cinco negritos estudiaron derecho
Uno de ellos se doctoró y quedaron... cuatro

Cuatro negritos se fueron a nadar
Uno de ellos se ahogó y quedaron... tres

Tres negritos se pasearon por el zoológico
Un oso los atacó y quedaron... dos

Dos negritos se sentaron a tomar sol 
Uno de ellos se quemó y quedó nada más que... uno

Un negrito se encontraba solo
Y se ahorcó y quedó... ¡Ninguno!

lunes, 20 de abril de 2015

Caja Negra (Francisco Narla)

Sinopsis:

Un piloto de línea aérea deja tras de sí un rastro de muerte y sangre: asesinatos, mutilaciones… Bangkok, Buenos Aires, San José, Nueva York… Las ciudades de medio mundo son el macabro escenario de las perversiones de un trastornado.
Un parapsicólogo aficionado graba unas inquietantes psicofonías que son la primera pista para resolver un misterio que no debería ser desvelado: una leyenda celta olvidada, un pozo sagrado, una familia maldita…
Ambas historias, separadas por más de tres décadas, parecen no tener conexión alguna. Sin embargo colisionarán impulsadas por una fuerza maligna y arrolladora que no debería haber sido liberada…

No puedo evitar sentir un ligero cosquilleo algo incómodo al pensar que la próxima reedición de esta segunda novela de Francisco Narla, tiene algo de morboso, a la vez que me alegro de que gracias a ella serán muchos los lectores que se acercarán a esta historia, y lo harán en una edición que viene de la mano de Planeta con una portada más modernita y que invita cuando menos a hojearla con curiosidad.

Tras la reciente tragedia ocurrida en Los Alpes con el Airbus A320 de la compañía Germanwings, pronto empecé a leer que Francisco Narla, se había anticipado a esta tragedia (literariamente, claro) en 2010, cuando publicó “Caja Negra”, lo cual ya desvelaba que en su interior iba a encontrar, como mínimo, a un piloto suicida, pero ¿qué más iba a encontrar dentro de sus páginas?

Pues una historia, o mejor dicho dos historias separadas en el tiempo por más de tres décadas y que, de verdad, cuesta imaginar en qué momento van a conectarse, porque son tan diferentes entre sí, que parece que estás leyendo dos novelas distintas e incluso dos estilos diferentes.
En un momento dado de la lectura, aparecerá un tercer hilo, protagonizado por un personaje japonés, que desconcierta por completo, porque no sabes muy bien a qué viene y también por lo que cuenta y cómo lo cuenta. Creo que es la parte que me ha dado más escalofríos.

Bien, pues una de esas dos historias principales se desarrolla en el año 2010, donde el protagonista es Thomas Rye, un hombre de atractiva presencia, piloto de línea aérea y psicópata en sus ratos libres que vuela por medio mundo, dejando su sádico rastro y la otra arranca en 1977, y está protagonizada por Sinesio Amorós, un personaje, diría totalmente opuesto a Thomas, más bien anodino y solitario, aficionado a la parapsicología, que se dedica a grabar psicofonías y que está interesado en los hechos que llevaron a una familia, de un lugar sin concretar de Galicia, a construir una capilla en la que parece haber conseguido grabar unas desconcertantes psicofonías.

La narración que sigue la pista a Thomas, nos lleva a conocer qué ocurre y cómo son las cosas en la cabina de un avión durante los vuelos. Es evidente que, que el que el autor de la novela sea también piloto de línea aérea, ayuda a la hora de describir esos momentos, pero... ¡tranquilidad!, no nos da una conferencia soporífera sobre el tema. Todo es bastante comprensible y hace fluir la lectura sin el más mínimo inconveniente. La parte de Thomas es más dinámica que la de Sinesio, con el primero el desfile de personajes es constante, con el segundo es mínimo, con el primero viajamos a sus diferentes destinos, con el segundo, no salimos de su propio entorno. Siendo sincera, debo decir que la parte de Thomas me atrapó bastante más que la de Sinesio, pero llegado cierto momento en la lectura, me vi inmersa en las dos tramas y esa alternancia en los hilos narradores y la brevedad de los capítulos, hacían que siguiera leyendo.
¿Os suena eso de ..."un capítulo más y lo dejo"? Pues eso... el problema era que para continuar con el final de uno de los hilos tenía que leer un capítulo del otro, que acababa de forma igualmente interesante, así que capítulo a capítulo, la segunda mitad de la novela acabé leyéndola de tirón.

Que Francisco Narla escribe bien, no es ninguna sorpresa. Lo descubrí con Assur, lo confirmé con Ronin y tras leer "Caja Negra" ya veo que viene de atrás. Solamente me falta leer su primera novela ,"Los lobos del centeno", pero sospecho que será la confirmación de que ya apuntaba maneras.

Es un escritor minucioso, elegante, que se preocupa mucho por los detalles, por llegar al lector y transmitirle cada una de las situaciones y sensaciones por las que están pasando los personajes, que elige con cuidado la palabra exacta para hacerlo y por eso son tan ricos en detalles tanto física como emocionalmente, sabe describir como nadie los entornos por los que estos se mueven haciendo que sean muy fáciles de imaginar y todo eso se consigue con trabajo, con mucho trabajo, a pesar de ser una novela escrita en 45 días (esto es algo que nos comentó el año pasado cuando vino a Bueu a presentar Ronin).

Por ponerle un par de "peros" a la novela, diría que me costó "arrancar" con ella. No acababa de ver por dónde iban los tiros, sobre todo en la historia de Sinesio, que fue con la que más me costó conectar y que el final me pareció demasiado rápido. Pienso que se podía haber alargado algo más la historia, porque me ha dado la sensación de que ha quedado algo abierta, aún así he disfrutado mucho con este libro que aúna misterio, intriga, tradición y leyendas gallegas (¡cómo no!).

En fin, que la publicación de "Caja Negra" el próximo 5 de Mayo, dará la oportunidad de que la novela llegue a nuevos lectores, aunque eso significa que queda retrasada la publicación de "Donde aúllan las colina", que estaba prevista para esa fecha precisamente, hasta nuevo aviso.

lunes, 13 de abril de 2015

Mi karma y yo (Marian Keyes)

Sinopsis de la editorial:

Stella Sweeney lleva una vida muy normal en Dublín con su marido y sus dos hijos. Un día, en medio de un atasco en la carretera, intenta hacer una buena obra para mejorar su karma... Pero lo que consigue es provocar un accidente que dejará su coche hecho añicos y que, de paso, le cambiará la vida. A partir de entonces, los acontecimientos más inesperados y extraordinarios se suceden y llevarán a Stella muy, muy lejos de su antigua existencia hasta convertir a esa mujer tan corriente en una superestrella. Y todo de la mano de un médico muy atractivo. ¿Ha sido el azar, el destino o el karma? Por primera vez en la vida de Stella, la verdadera felicidad está a su alcance. Pero ¿está preparada para atraparla?

Qué pena me da tener que decir que esta novela no me ha gustado. Yo, que soy incondicional de Marian Keyes, que he leído (y tengo) todos sus libros, que casi me puse a dar saltos de alegría cuando lo vi en un escaparate de una librería y no dudé en entrar para comprarla, ¡qué pena me da no haber disfrutado de su lectura! 

Le hice un hueco entre mis lecturas muy pronto, deseando encontrarme con una historia fresca y divertida como las primeras historias que leí de la autora. Es cierto que, quizás debido al período de profunda depresión que pasó no hace tanto, últimamente había perdido este toque tan disparatado y simpático en sus libros, ese saber sacarle punta a las situaciones más cotidianas del día a día, incluso a las más duras que la vida te pone por delante, pero la verdad es que esta historia no me ha enganchado en ningún momento.

Me ha durado algo más de una semana porque ha habido días en los que hasta pereza me ha dado cogerla. No puedo decir que sea complicada de leer, en cuanto a cómo está escrita, desde luego, tampoco que no haya un elenco de personajes variopinto, típico de las novelas de esta autora, pero lo cierto es que me ha resultado lenta y no me ha interesado especialmente la vida de la protagonista. 

Quizás cuando más interesante resulta es el momento en el que está enferma, es como si ese tiempo en el que no puede hacer nada, le da tiempo para reflexionar, pensar, y decidir cosas, e incluso aconsejar, así que cuando se recupera uno espera que se aplique el cuento, pero hay momentos en los que se deja pisotear, sobre todo por su marido e hijo, y dan ganas de darle una bofetada. En realidad Stella está rodeada de personajes que no me han gustado (ni su familia, ni el cretino de su marido, ni Mannix, su médico. Diría que hasta me ha caído mejor la mujer del médico), incluso el sentido del humor que pretende transmitir en algún momento me ha resultado forzado y sinceramente, apenas ha conseguido arrancarme una sonrisa.

No sé, a lo mejor es un problema mío, quizás no sólo ha cambiado Marian Kayes, quizás yo como lectora también haya cambiando y quizás también tenga que cambiar el “chip” respecto a ella y dejar de esperar lo que parece que ya no volverá.

En fin, creo que antes de volver a leer otra novela suya, esperaré la sensación general de otros lectores, sobre todo de aquellos que como yo son, o eran, incondicionales.

Creo, además, que alguien que no haya leído ninguna novela de esta autora, no repetirá con ella, si comienza con este libro y lo digo sinceramente. Cualquiera de los de las hermanas Walsh, o Sushi para principiantes, por ejemplo, son mucho mejores.

Lo siento Marian… 2 gusanitos para ti.
Ficha técnica del libro AQUI

viernes, 10 de abril de 2015

La última confidencia del escritor Hugo Mendoza (Joaquín Camps)

Sinopsis:
El atractivo profesor de literatura Víctor Vega decide aceptar la insólita propuesta que le hace la viuda del escritor Hugo Mendoza: investigar si, a pesar de que su muerte fue rigurosamente certificada, su marido sigue vivo y averiguar quién envía, cada tres de diciembre, un nuevo manuscrito del escritor fallecido. Con sus pesquisas Víctor desvelará misterios que pondrán en peligro su vida, pero lo hará acompañado de una bella y enigmática mujer de la que se enamorará irremediablemente. Paloma, una histriónica experta en matemáticas, y Santa Tecla, monja de clausura que además es un genio informático, también arroparán a Víctor en esta trepidante novela plagada de enigmas. Joaquín Camps logra con maestría una trama entreverada de misterio, de denuncia, de amor. Y de su implacable pareja de baile: el desamor. Sus personajes, de lo más variopintos, tienen una fuerza desgarradora, que obliga al lector a mirar hacia la trastienda interior que todos llevamos dentro.
Tengo que confesar que una vez que comencé a leer “La última confidencia del escritor Hugo Mendoza” de Joaquín Camps, a pesar  de su peso (1,260 kg), me lo he llevado a todas partes porque no podía dejar de leer. Con eso tampoco digo que sea una novela “10”, pero es innegable que el misterio que esconde desde el capítulo uno, despierta la curiosidad del lector rápidamente. 

Quizás me ha costado creerme todas las situaciones en las que acaba metiéndose el protagonista, un atractivo profesor de literatura llamado Víctor Vega, con una vida personal y laboral algo complicada. Y ya más que esas situaciones, la forma tan fantástica de salir de todas ellas. En fin, es ficción y en una novela todo puede pasar. De todos modos eso no ha impedido que siguiera disfrutando de la historia. Al igual que Víctor (que resulta ser el mayor experto en lo que se refiere al escritor Hugo Mendoza) quería saber a toda costa quién se encontraba detrás del envío de esos manuscritos cada 3 diciembre y sobre todo por qué.

Es una novela que esconde muchas de esas frases que nos hacen parar y reflexionar, muchas de ellas relacionadas con la literatura. Es una historia de intriga, misteriosa, muy dinámica y llena de secretos que acabarán saliendo a la superficie, con dos personajes principales muy interesantes, uno el profesor Víctor Vega y otro, el ausente Hugo Mendoza.

El capítulo que revelará su historia ya os digo que me dejó muy “tocada”, pero mentiría si no os dijera que también me he reído y mucho con un personaje que ha sido durante toda la lectura la mano derecha de Víctor y no es otra que su amiga Paloma, un personaje, quizás algo “excesivo” (en todos los sentidos), sincera y malhablada a partes iguales (no he podido evitar mandarle a mi hermana vía wasap algunas de las “perlas” que suelta por la boca), que junto con una monja experta en informática, a la que Paloma llama “Santa Tecla” serán para Víctor fundamentales a la hora de llevar a buen puerto la investigación que le solicita la viuda de Mendoza. 

La verdad es que en esta historia todos los personajes, tanto principales como secundarios tienen sus más y sus menos, virtudes y miserias como cualquier hijo de vecino, lo que consigue hacerlos más reales y eso es otra de las cosas que me más me ha gustado. 



En fin, que creo que para ser la primera novela del autor, y teniendo en cuenta que el libro tiene prácticamente 800 páginas que rápidamente atrapan la atención del lector, se puede decir que aprueba y con nota.
Ficha técnica AQUI

jueves, 9 de abril de 2015

Flor del desierto (Waris Dirie)

Mientras decido qué hacer con este blog (borrarlo, abandonarlo eternamente en la blogosfera, conservarlo...) colgaré por aquí de vez en cuando algunas de las breves opiniones que a veces comparto en Facebook.

Este año no me apunté a ningún Reto, pero sí a una iniciativa que la mayoría de los que visitáis Facebook, habréis visto en muros amigos: “Tarro-Libros 2015”, que simplemente consiste en meter en un bote/tarro/lata/cofre un euro por cada libro leído. El euro, evidentemente, se puede sustituir por la moneda del país en el que la persona lectora se encuentre.

Su organizadora fue Carmen, del blog Carmen y amig@s y de vez en cuando nos propone cositas interesantes que con libros tienen que ver. En marzo, para conmemorar el Día Internacional de la mujer, nos propuso elegir un libro donde las mujeres fueran protagonistas y el mío fue “Flor del desierto” de Waris Dirie.

Se trata de la biografía de Waris Dirie, una conocida modelo Somalí, que antes de llegar a serlo, nació y vivió en un país donde la práctica de la ablación es el pan de cada día y que por supuesto ella misma sufrió en sus carnes. Y sufrió es la palabra más suave que se me ocurre. Toda su historia se encuentra en las páginas de este libro. Un libro que no me apetecía especialmente leer pero que una vez que comencé no pude soltar, que nos pone en la piel de Waris y no te deja en absoluto indiferente. 

Cuando leí en enero de este mismo año este titular: “El ISIS ordena la ablación femenina masiva en Mosul“, además de sentir una profunda tristeza, no pude evitar recordar esta historia y a su protagonista que tras mucho luchar y triunfar en las pasarelas, de 1997 a 2003 fue embajadora especial de la ONU contra la mutilación genital femenina.

De verdad, que a pesar de lo que pueda parecer, el libro se lee con mucho interés. De nada sirve cerrar los ojos a algo que sigue ocurriendo y no solo en países ajenos al nuestro. Aquí también ha pasado porque muchos de los inmigrantes que llegan a España, llegan también con sus costumbres e intentan mantenerlas por mucho que estén penadas. 

Waris Dirie es una mujer admirable que ha sobrevivido a una práctica en la que muchas mujeres se quedan en el camino, que ha luchado por hacer saber al mundo qué pasa en un país como Somalia si naces mujer y que sigue luchando erradicar una práctica dolorosa, inhumana, injusta y absolutamente vejatoria. Como siempre, yo recomiendo los libros antes que las películas, pero en este caso también me gustó su versión cinematográfica que si os apetece, se puede ver completa en Youtube.




Hubo muchas propuestas lectoras de quienes participamos en esta iniciativa y que si os apetece ver, Carmen recogió en esta ENTRADA

Por cierto, si alguien tiene curiosidad por ver los “tarros” de quiens formamos parte de este grupo, puede hacerlo AQUI

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails